sábado, 24 de diciembre de 2011

Él, un esclavo,
para que nosotros seamos
hijos de Dios.

¡Qué increíble valor
debe tener nuestra vida
para que Dios venga a vivirla!



En estos días de la Natividad de Ntro. Señor Jesucristo, nuestras mas sinceras felicitaciones.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario